Aladina, por Juan Sebastian Rojas

Aladina, por Juan Sebastian Rojas

Aladina

Aladino es un hombre que siempre será una vergüenza para el hombre. Desde la segunda nalgada, el médico observó que había nacido un problema. Lo tomamos por humor típico del gremio.

Echaron a Aladino de pre-kínder y en kínder incendió un quiosco porque un niño no lo quiso besar. Cuando tuvo seis años la escuela de nuestro barrio demostró ante abogado que no pasó el examen de admisión. Lo metimos en un establecimiento que más parecía una fábrica de marihuaneros y donde se aprendía más de mariposas que de matemáticas. A los doce años estaba a favor de la legalización de las drogas, el aborto y la eutanasia, pero no se sabía ni la tabla del cinco. Procuramos enseñarle eso, la regla de tres y otras más, tal y como nosotros habíamos aprendido. Nos vimos obligados a admitir que nos empecinamos en que nuestro método era mejor que el que le enseñaron, pese a que el resultado es el mismo, y que algo de bueno tenía que tener esa escuela para ser la única en recibir a nuestro muchacho.

‒ El tiempo vuela, el treinta de noviembre vamos a festejarle sus veinticinco años.

Seguramente su peculiar educación influyó en que se enamorara de un bello joven. Le brillan los ojos cuando aparece en televisión. Es un ambicioso político de unos treinta y un años.

‒ ¿Aladino porqué, en vez de enamorarte de él, no te vuelves como él?

Fuimos a recibirlo en su visita a un pueblo de Antioquia. Nos colamos en su fiesta privada donde un cantante de reguetón de renombre fue el invitado especial. Cuando nuestro muchacho halló la ocasión le solicitó al político una foto en la que se dieran un pico en la boca.

‒ Él aceptó.

Antes de irnos el político le regaló un carriel igualito al que Álvaro Uribe Vélez le obsequió a Juan Pablo II y le encimó una bolsa de pata de gelatina blanca poniéndola dentro. Aladino confirmó que su enamorado tenía un timbre de voz maravilloso y que era verdad que el amor entra por los oídos, y más aún cuando se es alguien que fascina al pueblo con su retórica.

‒ Ese hombre es mío, mío, mío, ese hombre es mío.

Aladino no para de cantar eso. Entre todos los caminos posibles, ha escogido el del homosexualismo. Aquel que lo lleva a la exclusión, el escándalo y hasta la agresión. Nuestro deber como padres es apoyarlo. No hay remedio. Con nuestros amigos logramos hacerle llegar al afortunado político las cartas de amor de Aladino. Él le responde al poco tiempo, dedicándole canciones de Maluma, J. Balvin, Nicky Jam y otros poetas musicales. Mi esposa está demasiado entusiasmada. Me pide que lo invitemos a pasar el puente festivo en nuestra hacienda vinícola de la Unión.

‒ Tienen que conocerse más para confirmar si es amor lo que sienten, y no solo una obsesión.

El bello político le hará una propuesta. Somos afortunados porque él es hijo de quienes pusieron el ejército para que repartieran la tierra entre quienes la merecemos. Una vez casados, les regalaremos nuestro hotel particular cerca de Miami y les conseguiremos a una muchacha de servicio del Pacífico para que les cocine delicioso hasta que se muera de vieja.

‒ Con nuestro dinero le ayudaremos al joven a ser presidente.

Aladino será Aladina a los ojos de todos. Los señores periodistas harán lo necesario para que esto sea cierto. Un presidente debe encarnar el padre viril que fertiliza su país con su báculo sagrado al cual tiene derecho la más indicada representante de las mujeres: la primera dama. No puede permitirse ser no heterosexual si quiere ejercer semejante función. De ahí que le pagaremos los mejores cirujanos para que sacrifique su sexo en nombre de Cupido. Y, para que su esposo tenga una imagen inclusiva y generosa, le mandaremos a poner a Aladina piel de india. Así, mientras el presidente será el necesario azote de los pobres, la primera dama lucirá orgullosamente la piel de los desfavorecidos durante sus viajes a América del Norte, Europa, Asia y, algún día, porqué no, a Marte.

2 Responses

  1. EllAccusy dice:

    Cialis De 40 Mg Dangers With Expired Cephalexin [url=http://boijoy.com]original achat levitra pharmacie[/url] Aurochem Viagra Review

  2. Nevaeh dice:

    Hi, very nice website, cheers!
    ——————————————————
    Need cheap and reliable hosting? Our shared plans start at $10 for an year and VPS plans for $6/Mo.
    ——————————————————
    Check here: https://www.reliable-webhosting.com/

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *